29 julio 2007

Carta al Arzobispado y al Ayuntamiento de València



Al Arzobispado y al Ayuntamiento de València

Ante la grave afrenta que supone para las víctimas del franquismo y sus familias, y para la sociedad democrática en general, la construcción en Valencia por parte del Arzobispado del llamado “macrosantuario”, dedicado a 233 “víctimas inocentes de la Santa Cruzada”, en un terreno público de casi 4.000 m2 donado por el Ayuntamiento de Valencia, en el lugar más caro de la ciudad y valorado en millones de euros,

DENUNCIAMOS lo siguiente:

1º.- No pueden considerarse “inocentes” a miembros de una organización que como la Iglesia Católica, se alió entre otros con Hitler y el fascismo italiano de Musolini, para ejecutar un golpe de estado criminal contra el gobierno legítimo de la II República, constituido tras unas elecciones libres y democráticas, que costó la vida de cientos de miles de personas.

2º.- La Iglesia Católica, una vez finalizada la guerra, creo, junto con los militares golpistas, toda una industria de la represión que afectó a todos los sectores indefensos de la población: nenes y nenas, personas mayores, heridos, enfermos, etc, y a los demócratas que habían defendido el orden constitucional, la libertad y la democracia, poniendo al servicio de la maquinaria represora sus edificios para ser habilitados como cárceles, y creando ex profeso órdenes religiosas de hombres y de mujeres para ejercer de carceleros/as.

3º.- Entendemos que el “macrosantuario” se construye para desviar la atención del inmenso horror que fue la represión del franquismo en Valencia, del que dan testimonio las 26.300 personas enterradas en las inmensas Fosas Comunes del cementerio (muchas de ellas arrojadas sin tan siquiera un ataúd), los campos de concentración creados por todos los lugares, los Consejos de Guerra Sumarísimos, etc.

Por otra parte, a día de hoy, tras 30 años de democracia, las víctimas del franquismo no han sido rehabilitadas, ni juzgados los responsables y colaboradores del genocidio y de la represión, encontrándonos por el contrario que, tras 70 años de honores y reconocimientos, los religiosos que apoyaron el golpe de estado han llegado, incluso, a ser canonizados por el Estado Vaticano, en una clara apología del fascismo y del golpismo.

Ante esta situación,

EXIGIMOS la paralización inmediata de los trabajos del “macrosantuario” y la devolución a la ciudad de los terrenos donados por el Ayuntamiento de Valencia al Arzobispado, siendo dichos terrenos destinados a equipamientos y servicios públicos.

Atentamente,

Si estás de acuerdo con esta carta, para enviarla, FIRMA AQUÍ, POR FAVOR


Enviado por: Fòrum per la Memòria del País Valencià, miembro de la Federación Estatal de Foros por la Memòria

Fotografía extraída de: Guías turísticas

3 comentarios:

Manuel dijo...

Alguien me acusará de meapilas pero, como católico practicante y militante que soy, creo que esa iniciativa del obispado es de lo poco (o de lo único) bueno que la jerarquía católica está haciendo, siempre y cuando no se emplée el término "santa cruzada", sino simplemente mártires de la Fe, que es el que creo que se empleó.

Es cierto que en la Guerra Civil hubo una masacre enorme contra religiosos/as y católicos/as por parte de radicales de izquierdas y grupos incontrolados y la mayoría seguro que eran inocentes. Son desastres consustanciales a una guerra.

Ahora bien, si estoy de acuerdo con esta iniciativa del obispado también lo estoy con la Ley de Memoria Histórica tal y como la reclama Izquierda Unida y me parece grotesco, odioso y execrable la oposición del PP y de los medios de comunicación afines, tal como la emisora celestial, a esa ley, lo que demuestra que la Iglesia Católica se merece que se le retire la subvención que recibe.

itaca2000 dijo...

Hola Manuel, estoy de acuerdo en que hayan diferentes visiones de las cosas. A mi me enviaron un correo electrónico del Fòrum per la Memòria Històrica del País Valencià pidiendo que le diera difusión, y así lo hice, lo publiqué en mi blog pensando que esa era la mejor forma de difundirlo. Que todo el mundo no esté de acuerdo es totalmente lógico, posible, aceptable e incluso sano, dado que invita al debate.

Seguro que hubieron muertos de todos los bandos, clases, etc. por parte de todos los bandos, clases, etc. durante la guerra; eso supongo que es más que evidente.

En todo caso estamos de acuerdo en que es bueno que se recupere la memoria histórica en todos los sentidos.

Saludos y gracias por el comentario.

Doctor dijo...

Interesante punto de vista el de tu post…

Doctor,
Crítico de Blogs